Don Quijote y Hamlet

  • Lúdovik B. Osterc Universidad Nacional Autónoma de México

Abstract

El autor del ensayo compara los dos personajes y trata descubrir quién es mayor. Su base de investigación es el contenido de las dos obras, porque en cuanto la forma, las dos obras están más o menos en el mismo nivel artístico. Con Shakespeare le impresiona su senorío de la expresión justa, el dialogo de Ofelia, lenguaje teatral, verso y la riqueza de su estilo. Con Cervantes le gusta su prosa narrativa (oro derretido), que consiste la complejidad y los distintos aspectos de Don Quijote que se reflejan en su léxico, la polifonía de la novela, su riqueza de-estilo y las diversas funciones de los procedimientos del autor. Despues pasa al cumbre de las obras y se pone questión qué representan los dos protagonistas.
Hamlet está loco, es un alucinado que duda de sus propios sentidos. Para él existe sólo un lado negro de la existencia, su único objeto es llegar más pronto al descubrimiento del crimen. Es egocentrico, ne cree en nada, eternamente mira en su interior, se alimenta en su desprecio de sí mismo y su sufrimiento es mucho más doloroso.que aquel de Don Quijote. Don Quijote, al contrario, cree en el hombre y su futuro. Su ideal es implantar por la fuerza, la verdad, el bien y la justicia en la tierra. Para servir a su ideal, está dispuesto a sufrir todas las posibles privaciones. Representa la fe en la verdad. Es ridículo y quizás el más cómico tipo disenado jamás por un literato. Hamlet es el hijo del rey muerte, mientras que Don Quijote está pobre. Se hace los enemigos imaginarios y lucha contra ellos, mientras que Hamlet no cree en las ilusiones (siempre duda), y tampoco no combatiría si supiera que son sinónimos de opresores. Continua con la examinación de la actitud del pueblo o sus representantes hacia Don Quijote y Hamlet y viceversa. Polonia es el representante de las multitudes populares ante Hamlet, Sancho lo es ante su senor. El primero es de sano pensamiento y al mismo tiempo un viejo charalatán. Para él Hamlet no es tanto un loco como un nino y le parece inútil para la sociedad. Sancho Pansa está persuadido de que su senor está loco, pero le está leal hasta la muerte. Don Quijote simpatiza profundamente con el pueblo, pero la única persona con la que se entiende verdaderamente es Sancho Pansa (uno no puede vivir sin otro). La actitud de Hamlet es completamente diferente, él desprecia las multitudes populares, porque también desprecia a sí mismo. social: el tedio, el hastío, el descontento de la vida, desorientación espiritual y la eclipse de la fe, miéntras que Don Quijote encarna el mundo libre, bien estar y la felicidad de los seres humanos. Por eso y porque es un ideal el más humano, generoso, noble y elevado, el autor del ensayo decide que Don Quijote es la máxima creación de las letras universales de todos los tiempos y todos los pueblos.

Downloads

Download data is not yet available.
Published
2002-12-01
How to Cite
Osterc, L. B. (2002). Don Quijote y Hamlet. Acta Neophilologica, 35(1-2), 91-99. https://doi.org/10.4312/an.35.1-2.91-99
Section
Articles